Cucharas de silicona Tovolo®


Editado 30/11/2015.

Estas cucharas para cocinar tan chulas las vi por primera vez en el programa  "El toque de Samantha" que Samantha Vallejo-Nájera presenta en Canal Cocina® e inmediatamente me llamaron la atención por su colorido diseño.




El caso es que éste solo fue el primer paso, después poquito a poco me fueron gustando por otros muchos motivos, a simple vista parecían cómodas, limpias, resistentes y muy prácticas.
Entonces me puse a investigar de qué marca eran y me costó un triunfo (lo tengo que reconocer) porque no era capaz de ver nunca el nombre de la marca que viene grabado en el mango, casualmente y no se por qué extraño motivo nunca enfocaban la cuchara de cerca.
Hasta que un día por fin lo pillé, ¡Era Tovolo®!, ya era mío jaja. Ahora tocaba cruzar los dedos y encontrar enseguida una tienda online que las vendiera.
Bueno pues la encontré y es ésta: "La Magia del Gourmet" (también tienen tienda física en Madrid, se llama PATÚ).

¿Qué os puedo contar sobre esta cucharas? Pues que su mango es de acero inoxidable 18/10, redondeado y muy agradable a la hora de trabajar. Que son super resistentes al calor, pueden soportar hasta 315º. Que son aptas para el lavavajillas, que no absorben olores (¡Comprobado!) y que nos prometen que no pierden el color con el uso y los lavados (después de 2 años de uso ¡Comprobado también!).




En definitiva, os las recomiendo absolutamente convencida de que si las probáis os van a gustar tanto como a mi.
Por cierto os dejo este enlace de un post de Pakus en "Directo al paladar", habla sobre el libro que ha publicado recientemente Samantha y podéis verla en la foto de la portada con varias cucharas Tovolo® en las manos.



3 comentarios:

Anónimo dijo...

Gracias por todo, Silvia

AniMayo dijo...

Hay que reconocer que el diseño es una monada y si van tan bien como dices, habrá que echarles un ojo con más detalle ;)

Bss
Con Especias

Mar Izvaz dijo...

Muy bonitas y al ser de silicona, son muy fáciles de limpiar y o rayan nuestras sartenes delicadas.

Gracias por darnos a conocer. Besos!