Lasaña de pollo

Hace un tiempo mientras esperaba mi turno en la carnicería de Hipercor vi como una chica pedía al carnicero que le picase unas pechugas de pollo que había cogido de las que vienen en bandejas, él no puso ninguna pega, es más lo hizo encantado.
Así que me quedé con la historia y esta semana se me ha ocurrido que era el momento de preparar esta lasaña, el resultado me ha encantado...




INGREDIENTES

Carne picada de pollo
Placas de pasta para lasaña (yo uso precocidas)
1 cebolla
1 diente de ajo
Tomate frito (yo uso casero)
Harina
Leche
Aceite de oliva
Curry
Sal
Queso rallado

Lo primero que hacemos es poner las placas precocidas en un bowl con agua caliente para rehidratarlas, seguiremos las instrucciones del fabricante (unos 15 minutos aproximadamente).

Mientras picamos la cebolla (dejar un poquito para la bechamel) y el ajo menuditos y lo ponemos a pochar en aceite de oliva, cuando está listo añadimos la carne, un poquito de sal y una pizca de curry (muy poco). Dejamos que se sofría durante unos 5 minutos, añadimos un par de cucharadas de tomate, removemos bien y reservamos.

Es el momento de hacer nuestra bechamel de cobertura, sofriendo un poco de cebolla en aceite de oliva.
Añadimos la harina, rehogamos y ponemos la leche (yo lo añado a ojo pero claro es un poco arriesgado cuando lo haces las primeras veces., así que os recomiendo poner a poquitines hasta conseguir la textura deseada) movemos bien con unas varillas y dejamos a baja temperatura durante unos 10 ó 12 minutos.
Rectificamos de sal.

Precalentamos el horno para gratinar a temperatura alta.

Ahora vamos a ir montando nuestra lasaña, necesitamos una fuente de Pirex, en primer lugar ponemos un par de chucharadas de tomate y extendemos bien (para que no se nos vaya a pegar), después ponemos placas hasta cubrir la superficie de la fuente, pollo, placas, pollo...acabamos siempre con placas.
Encima le ponemos otras 3 ó 4 cucharadas de tomate (bien extendido) y por último la bechamel y el queso rallado.

Gratinamos unos 4 ó 5 minutos vigilando porque dependerá de cada horno, su temperatura, la altura donde coloquéis la bandeja.

Y ya está  lista nuestra deliciosa lasaña de pollo, sorprendentemente jugosa y con un toque de sabor (el curry) que todo el mundo percibe pero nadie identifica.

¡ESPERO QUE OS GUSTE!

Fuente de la receta: propia.


8 comentarios:

Sonia dijo...

Que chula!!! yo la hago pero sin curry, o sea que habrá que probar de esta manera, tiene que estar de vicio. Gracias guapa, por compartir siempre todo!!! Besinos

Silvia dijo...

Graciasss Sonia!!, está muy rico con curry , una pizca...ya verás pruébalo....Un beso mi niña!

cocinandoenelarcadebelen dijo...

Silvia guapa al final me has animado con el curry y si que me gusta!!! (me debes lo de los yogures griegos)

ponsfer dijo...

Hola silvia que rico, yo también tengo una receta fantástica de pollo al curry, te dejo la dirección de mi blog por si quieres pasar a ver mis cositas, es www.ladulceali.blogspot.com, me encanta tu blog bsitos

El Lobo dijo...

LA PROBARE

MALÚ dijo...

Muy buenaaa!! te ha quedado genial!! Un abrazo!!

EL TALLER DE LA OSA dijo...

Que buena pinta, creo que lo haré enseguida.
De todas formas yo suelo hacer carne picada de pollo muy a menudo, hago unas hamburguesitas para las niñas que les encanta.
Un besazo, Silvia.

Anónimo dijo...

La he preparado esta semana y he triunfado en casa. Muchas gracias por la idea